Vitral Turistico - El arte de viajar bien
SAN AGUSTIN ACOLMAN
Posteado por 08/02/2016
Blog Vitral Turístico
SAN AGUSTIN ACOLMAN
Para entender un poco la historia de nuestro país uno puede hacer varias cosas, leer libros históricos, ver una película o documentales, o bien viajar, a mí me gusta hacerlo y darle rienda suelta a mi imaginación, con la ayuda de los testigos mudos que dejaron nuestros antepasados logro recrear un poco la historia.

Gran fortuna tenemos en el Estado de México, pues este, tiene grandes joyas de la arquitectura del siglo XVI, una época donde la conquista y la evangelización ayudaron a que se construyeran grandes templos y conventos para ese propósito. En busca de saciar un poco mi ánimo de viaje, decidí trasladarme a través de un portal de cultura, el ex convento de San Agustín Acolman.

Un edificación de gran belleza, gracias a su cercanía con la zona arqueológica más visitada de nuestro país –Teotihuacán- es una de las construcciones de la época más visitadas, tanto por turistas locales y extranjeros, yo me sume a la estadística.

Me recibió una fortaleza muy singular -construido por los frailes agustinos entre 1539 y 1560 siguiendo el estilo de fortaleza tan característico del siglo XVI- , con muchísimos detalles, que seguramente fueron laboriosos en su momento, una cruz atrial cilíndrica con motivos indígenas –arte tequitui- me dio la bienvenida y me invito a introducirme al interior del templo y el convento.

La iglesia ocupa una superficie de más de mil metros cuadrados y sus muros logran alcanzar los 21 metros de altura. Con una fachada de estilo plateresco donde se puede admirar dos inscripciones, la primera el año en que se terminó la obra -1560- “Nuestro señor, hijo del Emperador Carlos V” y la otra dice “gobernando de la Nueva España su II Virrey Don Luis de Velasco con cuyo favor se edificó”.

No soy historiador del Arte, ni pretendo serlo, sin embargo quede admirado con la puerta de acceso a la iglesia, pues entre columnas y detalles hermosos en su arco se admira su belleza. Ya en el interior me sorprendió la altura de sus muros y los retablos de estilo barroco, tallados en madera y decorados con hoja de oro. Visite la capilla abierta, donde encontré un fresco de Santa Catarina.

Ingrese al ex convento, donde encontré una historia dibujada en sus paredes a través de sus frescos, dos claustros hermosos, el grande que guarda aun los medallones con el escudo agustino, además del símbolo de la muerte y la unión entre dos mundos, y el chico muy sencillo.

No fue sorpresa encontrarme el Museo Virreinal de Acolman dentro del mismo exconvento, lo forman lo que fuera la portería, la cocina, el refectorio y el anterefectorio. Existen tres salas muy bien acondicionadas y que explican el proceso de construcción del inmueble, la vida cotidiana de los frailes de la época que se complementa con una colección de pinturas y objetos religiosos.

La anécdota más memorable del lugar fue en las primera décadas del siglo XVII, la Ciudad de México sufría de inundaciones, por lo que construyeron una presa para contener y desviar el caudal de los ríos de la región, los resultados fueron terribles para la población de Acolman y el mismo ex convento. En 1629 ocurrió una inundación que anegó el convento agustino, y 16 años después, en 1645, la sufrió otro evento igual.

Hasta aquí dejaré mi relato, lo demás te lo dejo a ti, pues no puedo evitar invitarte a que lo visites, a que te dejes llenar de energía histórica que le dio sustento a una parte fundamental de la historia de nuestro país y de nuestro estado.
Foto de la Portada: Enrique López-Tamayo Biosca

Vitral Turístico
SECCIONES
RECOMENDACIONES
BITÁCORA
Turismo, ¡lo vivo y lo respiro!
2017-02-27
Rodrigo Suárez Estévez
EL turismo en nuestras vidas
2017-01-30
Carlos Gutierrez
Malinalco una experiencia mística
2016-10-01
Rodrigo Suárez Estévez
INSTAGRAM
TWITTER
MÁS ARTICULOS RELACIONADOS
Turismo, ¡lo vivo y lo respiro!
Rodrigo Suárez Estévez - 27/02/2017
El Estado de México encanta con su magia (Segunda Parte)
Rodrigo Suárez Estévez - 13/02/2017
EL turismo en nuestras vidas
Carlos Gutierrez - 30/01/2017
Malinalco una experiencia mística
Rodrigo Suárez Estévez - 01/10/2016
Rebozo de Tenancingo
- 12/03/2016