Vitral Turistico - El arte de viajar bien
Gualupita
Posteado por 08/02/2016
Blog Vitral Turístico
Gualupita
No hay que viajar por viajar, más bien, la invitación es viajar para conocer más de las maravillas que tenemos como país, eso incluye las artesanías, conocer al artesano es conocer nuestras raíces, nuestra herencia y se vuelven inevitablemente en nuestras manos.

En el territorio mexiquense existe todo tipo de artesanía, con igualmente variados materiales, increíble abanico de posibilidades por conocer y admirar, es por ello que tome la decisión de conocer un lugar no tan lejano a la Ciudad de México, me decidí por Gualupita como muchos la conocen, pero me refiero al Pueblo de Guadalupe Yancuictlalpan, en el municipio de Tianguistenco.

Pueblo que ha sido tejido por lana, y es que el oficio de tejedor en este pueblo se ha heredado de generación a generación, reconozco que quedan pocos, sin embargo la tradición vive y hay que protegerla de alguna manera. No debería ser una tradición sino una obligación tener en el guardarropa uno de los suaves gabanes y sarapes que se producen ahí, aunque también podemos otro tipo de prendas como mantas o frazadas, suéteres, abrigos, chales, chalecos, calcetines, bufandas y los deliciosos gorros para el frio.

No está por demás platicarles que la calidad de estos tejidos es reconocida a nivel internacional y se exhiben y venden en muchos talleres y tiendas de la localidad.

Tuve la suerte de conocer un taller donde disfrute de la destreza con que el artesano utilizaba el bastidor para elaborar las prendas de lana de borrego, si me aceptan una recomendación, los días más recomendados para visitar Gualupita son los sábados y domingos, ya que en las calles de la población se establece un tianguis donde puedes admirar la mayoría de las artesanías textiles.

Fiel a mi costumbre, busque las leyendas del lugar que hacen más fácil mi decisión de visitar el lugar, resulta que en la época prehispánica una familia que se dirigía a la gran Tenochtitlan decidieron no continuar su camino y establecerse en Yancuictlalpan pues les encanto, sin embargo, los pobladores vecinos no estuvieron tan contentos con los nuevos moradores, mandaron quemar las viviendas esperando que con ello se retiraran, no fue así, volvieron a construir, lo increíble es que la situación se volvió a repetir, por lo que la familia decidió traer una imagen de la Virgen de Guadalupe, con lo que sus vecinos no volvieron a molestarlos, es ahí donde toma su nombre.

No pierdas la oportunidad de sentir la calidez de los pobladores de Gualupita, y de adquirir alguna prenda de su trabajo diario, comprar una artesanía, es comprar un pedazo de historia, porque te da la oportunidad de conocer las raíces de la misma, pero también es contribuir a que no muera.

Foto: Gualupita.com.mx

Vitral Turístico
SECCIONES
RECOMENDACIONES
BITÁCORA
Turismo, ¡lo vivo y lo respiro!
2017-02-27
Rodrigo Suárez Estévez
EL turismo en nuestras vidas
2017-01-30
Carlos Gutierrez
Malinalco una experiencia mística
2016-10-01
Rodrigo Suárez Estévez
INSTAGRAM
TWITTER
MÁS ARTICULOS RELACIONADOS
Turismo, ¡lo vivo y lo respiro!
Rodrigo Suárez Estévez - 27/02/2017
El Estado de México encanta con su magia (Segunda Parte)
Rodrigo Suárez Estévez - 13/02/2017
EL turismo en nuestras vidas
Carlos Gutierrez - 30/01/2017
Malinalco una experiencia mística
Rodrigo Suárez Estévez - 01/10/2016
Rebozo de Tenancingo
- 12/03/2016